Vahos de brotes y agujas de pino.

Las agujas y las yemas tiernas de pino poseen efectos antisépticos y balsámicos, y en combinación con los vapores y la humedad aspirada nos descongestionarán de forma rápida y natural.

Ingredientes
1 puñado de brotes y agujas de pino
5 l de agua
Cubo o palangana

Preparación
Preparar un cocimiento de pino hirviéndolo en el agua a fuego lento durante 4 o 5 minutos y verterlo en
una palangana o jofaina.
En un bol prepararemos también un poco de hielo machacado.

Uso
Aspirar los vapores del pino con ayuda de una toalla. Entre vaho y vaho meteremos la nariz en el bol con
hielo y respiraremos dentro.

Lo que tratamos de conseguir es: primero que el vapor de agua junto con las propiedades antisépticas y balsámicas del pino se introduzcan en los pulmones y fluidifiquen las mucosidades y combatan la infección. Lo del hielo es secundario y más a la elección de cada uno. 

Jarabe de higos.

Los dátiles (con los que ya hicimos un jarabe casero para la tos, enlace), los jínjoles, las pasas y los higos constituyen los cuatro frutos béquícos, quiere decir, expectorante, antitusivo y que alivia o cura la tos.

Si queremos utilizar las propiedades del higo, podemos hacer un jarabe natural y casero para la tos que tomaremos durante unos días hasta que desaparezca la tos.


Preparación: 

 Cocer 5 higos en un vaso de leche, hasta que la mezcla se haga espesa. Tomar la mezcla en cuatro tomas diarias.

También podemos cocer 6 higos secos por vaso de agua, hasta que el líquido se haga espeso. Igual que antes, tomaremos 4 cucharadas al día.

Otro remedio utilizando los higos es el siguiente: se ponen 3 o 4 higos en 150 cm3 de vino de alta graduación y se deja reposar durante toda la noche. A la mañana siguiente en ayunas se comen los higos y se bebe el vino. Quizá este remedio no es aconsejable si eres un niño, si tienes que conducir o si eres ex-alcohólico.

Vahos de eucalipto.

No es la primera vez que se nombra el eucalipto como un buen remedio casero y natural para la tos. Hemos visto jarabes caseros con eucalipto y otros ingredientes (enlace), pero posiblemente la mejor manera de tomarlo, la forma más eficaz si te tiene tos seca e improductiva es hacer vahos.


Únicamente necesitarás 10 g. de hojas de eucalipto por litro de agua. Aunque también, en caso de que no las tengas eucaliptos cerca, podrás sustituir las por 10 gotas de aceite esencial de eucalipto, que también se vende en herboristerias.

Los vahos consisten en calentar el agua e introducir las hojas y las gotas de aceite en él, para luego poner la cara encima (cuidado con quemarte), y taparte con una toalla para, durante unos 10 o 15 minutos, respirar el vaho expulsado por el agua.

Si al agua le añades ademas unas hojas de menta o hierbabuena el efecto es inmediato, y el alivio y la descongestión del sistema respiratorio ayudará a sentirte y descansar mejor.